LAS VENTAS 18 DE MAYO. CASTELLA ASUSTA A EL MIEDO.

Ya se sabe de ese dicho: “De corrida de espectación, corrida de decepción”. eso es lo que pasó en Las Ventas. Los toros de Jandilla bien presentados por delante, muy flojos los tres primeros y para torear los otros tres. Lo mejor de Padilla, el cariño de los aficionados que llenaban los tendidos de la plaza, que lo recibieron con un fuerte aplauso obligándole a salir a saludar y le despiedieron con otro fuerte aplauso al abondonar la Plaza. Castella poco pudo hacer con su primero, un toro sin fuerza al que tuvo que mimar llevándolo a media altura, pero sería en el cuarto en el que los arrimones continuos asustaban al personal. El remate de la faena con un estoconazo fue premiado con la oreja. A Roca Rey se le esperaba con muchas ganas y con mucha exigencia se comportaron los aficionados. Su primero, un flojo sin fuerza, no le permitió el lucimiento. Con el que cerraba plaza, un manso de libro que terminó en tablas, sacándole en ese terreno   una faena que solo por ese hecho y por lo estocada seria merecedora de premio, pero hoy es  el que mas gente lleva a las plazas y eso hay que pagarlo y el triunfo se quedó en un fuerte aplauso que recibió en el ruedo.